El traficante menos disimulado del aeropuerto

Fuente: Policía Antinarcóticos

El personaje llevaba una pistola y un par de maletas cargadas de cocaína en bolsas. Los agentes antinarcóticos nunca pensaron que un personaje de forma tan campante intentara transportar cocaína hacia el exterior. Aquí la historia.

En el Aeropuerto Internacional El Dorado de Bogotá descubren “mulas” a diario que buscan transportar sustancias psicoactivas de las formas menos pensadas. Se han inventado todos los métodos habidos y por haber para demostrar la creatividad que tienen a la hora de esconder dinero en polvo. Ya no es tan común que las personas injieran capsulas o que las varillas de las maletas estén forradas para poder ingresar en tubos algunas drogas, a pesar de esto, a diario caen miembros de organizaciones al margen de la ley metidos en el negocio.

Sin embargo, la mañana del 8 de junio parecía de película. Un hombre intentó pasar dos maletas llenas de cocaína, en bolsas, a inmigración como equipaje de mano. Ignoraba, sin duda, que las bandas elásticas del filtro de la policía distinguen el interior del equipaje. Iba acompañado, además, por un revólver. ¿Qué pensaba el sujeto? Algunos de los miembros de la Policía Antinarcóticos se inquietaron al ver la forma tan tajante y descarada, dicen, como el hombre pasaba los filtros.

Según el reporte trimestral del 2017 del Aeropuerto El Dorardo, circularon 3’816.116 pasajeros, pero uno de ellos, de seguro, quedará en la memoria de los funcionarios de Antinarcóticos.

2 (1)

Nicolás Rivera Guevara
nicolasrivera@entrelineas.co

2 (1)
1

No hay comentarios

Agregar comentario